fbpx

Dar y recibir, el movimiento de la vida

 

«Dar y recibir»

Ummmmmm, precioso movimiento, gracias por la propuesta

Para mi es el movimiento de la vida, el motor que genera nuestro latido, el movimiento de la generosidad y la gratitud, el movimiento más precioso y nutritivo

Durante los encuentros online que tuvimos durante el primer confinamiento fue el tema que ponía final al proceso de siete encuentros y fue maravilloso tratarlo

Desde que venimos a este mundo, este movimiento se inicia en nosotros, es el movimiento del Amor a la vida

Damos y recibimos cuando tomamos aire y lo damos, cuando nuestro corazón late contrayéndose para tomar fuerza y se expande para darnos vida…

Es un movimiento que nos une a la tierra a través de nuestro pies y nos une a algo grande, más allá de nuestras fronteras corporales…

Es un movimiento que si lo forzamos pierde su poder inmenso

A veces damos y esperamos recibir por el mismo canal y en este esperar que me devuelvan lo dado, el movimiento se ralentiza y nos desconecta de la fuerza vital del Amor

En algunas ocasiones damos por un lado y no recibimos por ahí, la vida nos devuelve por otro lado, de otra manera

En ciertos momentos no nos damos cuenta de esto y nos quedamos en que  hemos dado mucho y no estamos  recibiendo nada a cambio.., y aquí nos llenamos de rencor, frenamos el movimiento de la vida, del amor, de la gratitud, de la generosidad

Si abrimos nuestro corazón más allá de lo que nos sucede, podemos darnos cuenta que aquello que entregamos por un lado sin esperar a cambio, la vida nos lo devuelve por otro

Pero estamos tan enfocadas en que el movimiento es «esto por esto» que a veces no percibimos lo que estamos recibiendo ya

Estamos en una cultura en el que «yo te doy y tú me devuelves» y lo que he experimentado es que en esto, la magia del dar y recibir se pierde, la base del Amor a la vida se corta

En muchas ocasiones he escuchado «si das sin recibir estás generando una deuda» y esta reflexión es muy interesante y tal vez en este mundo es así y al mismo tiempo quiero pensar y sentir que hay algo mucho mucho más grande y precioso que esto

En mi propia experiencia cuando suelto el «yo doy a.. y recibo de vuelta de la misma persona», el misterio de la vida se engrandece y algo grande grande grande recibo si me abro a verlo, sentirlo, escucharlo

Muchas veces nos cegamos esperando del otro y no podemos ver, ni sentir, ni escuchar los regalos preciosos que nos está haciendo la vida

Con esto no estoy diciendo que nos mantengamos en una situación o en una relación en la que no fluye este dar y recibir, para mi cuando este flujo no está abierto hay un conflicto que tal vez quiere ser observado

Quiero decir que más allá de que demos por un lado y no estemos recibiendo por aquí, siempre estaremos recibiendo por otro y abrirnos a esto es RESPIRAR

EL Amor a la vida nos da en un continuo aunque a veces cuesta darnos cuenta cuando estamos en momentos de dolor, bloqueo, desesperanza

Tal vez si abrimos nuestros «ojos» lo sentiremos como una oleada de respiraciones profundas llenas de plenitud, de agradecimiento y generosidad

A por una semana llena de generosidad y gratitud, de dar y recibir, de recibir y dar

Esta semana te propongo abrirte a la observación de este flujo de forma consciente. Date cuenta de qué es lo estás dando de ti  y date cuenta por dónde estas recibiendo…

Si me quieres comentar, compartir, estoy aquí muy contenta de recibir siempre tus comentarios y aportaciones 

¡Seguimos adelante!

A por una semana estupenda

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.